Video de la final del certamen celebrada en la plaza de toros de Las Ventas I PLAZA 1linea-punteada-firma1

JOSE MIGUEL ARRUEGO > Madridlinea-pie-fotos-noticias

Alejandro Rodríguez resultó ganador de la VI edición del Certamen Hacia Las Ventas cuya final se ha celebrado esta tarde en la Monumental madrileña. El novillero de la Escuela de Madrid ha protagonizado los momentos más brillantes de un espectáculo donde Jesus García ha cortado la única oreja mientras el mexicano Diego San Román ha dejado patente su carácter y proyección frente al peor lote de un interesante encierro de Jandilla.

El primer eral tuvo calidad pero medida fortaleza. Sorprendió Alejandro Rodríguez porque ya con el capote lo toreó con gran sutileza y después de banderillearlo con facultades (destacó el segundo con recorte incluido por los adentros) lo muleteó con mucha despaciosidad. Sobre todo con la mano zurda dibujó naturales excelentes por el modo de enganchar, templar y soltar la embestida. Un toreo de gran calidad que no pudo tener ligazón porque el astado no repitió las embestidas. Saludó tras fallar con el descabello.

Al cuarto lo saludó Alejandro Rodríguez con un farol de rodillas. Novillo incierto, con mucho que torear, que sacó genio y tendió a derrotar al final de cada pase. El alumno de la Escuela de Madrid volvió a lucirse en banderillas y llevó a cabo una faena de gran entrega en la que su afán por destacar y su decidida actitud le llevó a sufrir diversas volteretas, la última, de órdago, al cerrar su trasteo por bernadinas. El descabello frenó la intensidad de la petición y dio la vuelta al ruedo visiblemente maltrecho.

Muy berreón el tercero al que Jesús García cortó la única oreja de la tarde. Fue obediente el de Jandilla, que además transmitió en las telas, y el joven torero le dispuso una faena entregada, con la muleta siempre por delante, tratando de llevar muy largo al novillo. Aunque en ocasiones al trasteo le faltó reunión siempre estuvo presidido por las ganas y además fue coronado de una buena estocada.

Cerró plaza un animal que tuvo movilidad y repetición, un astado muy emotivo con el que Jesús García volvió a poner de manifiesto su facilidad para cogerle el sitio a los novillos y dotar a sus trasteos de fluidez y ligazón, aunque a su labor volvió a carecer  de ajuste en ocasiones. Su desparpajo llegó a la gente que le hubiera pedido otra oreja de no haber marrado repetidamente con el acero.

Muy bien hecho el que hizo segundo, animal que manseó en los albores de la faena, que salió suelto de los engaños y tendió a darse la vuelta al revés. Diego San Román quiso mucho desde el inicio, arrancó sin probaturas un trasteo sincero en el que  logró naturales de excelente trazo, sin continuidad porque el astado tampoco la tuvo en sus embestidas, pero haciendo todo con mucho aplomo y mucha verdad. Fue ovacionado tras una estocada baja.

De quinto se lidió un eral con el antiguo hierro de Javier Molina (ahora Vegahermosa). No terminó el animal de entregarse y el mexicano, aún carente de oficio, dijo tener una sólida virtud sobre la que edificar: valor natural. Siempre con las zapatillas muy hundidas en la arena trató de empujar para delante las embestidas del astado y ni siquiera dos fuertes voltereras le apartaron de su objetivo. Saludó una fuerte ovación.

Fuera de concurso actuó el novillero con picadores Adrián Henche, que fue cogido por su primer novillo, un jabonero de José Luis Marca que manseó en los primeros tercios y se quedó corto en la muleta del torero alcarreño, que anduvo muy firme pese al corto recorrido del astado. Mediada la faena el animal se metió por dentro y volteó de fea manera a Henche, que tras quedar inmóvil en la arena y tratar de modo infructuoso de recuperarse fue trasladado a la enfermería. El sobresaliente Victor Manuel Rodado fue incapaz de darle muerte y sonaron los tres avisos. En uno de los esperpénticos intentos por estoquearlo el toro le hizo hilo y al tirarse al callejón se lesionó en una muñeca, según el parte facultativo. Debido a la ausencia del novillero titular y el sobresaliente (ambos en la enfermería) no se lidió el segundo novillo picado.

Hierro de Jandilla - España Plaza de toros de Las Ventas. Final del Certamen Camino Hacia Las Ventas. Un cuarto de plaza. Un novillo de José Luis Marca, que abrió plaza, de buenas hechuras, manso y de corto recorrido. Seis erales de Jandilla en lidia ordinaria (5º con el Hierro de Vegahermosa), bien presentados, de distinto juego. De gran calidad el primero, con transmisión el sexto, fueron los mejores. Manejable el tercero, el cuarto tuvo temperamento. Más deslucidos segundo y quinto. logo-mundotoro-fichas-crónicas
Adrián Henche, cogido por su primero
El sobresaliente Victor Manuel Rodado, pitos tras tres avisos.
Alejandro Rodríguez, ovación tras aviso y vuelta al ruedo tras petición y aviso.
Diego San Román, ovación tras aviso y ovación.
Jesús García, oreja y ovación tras aviso.