Excelente natural de Ferreira en Campo Pequeno I PEDRO BATALHAlinea-punteada-firma1

 

MUNDOTORO > Lisboalinea-pie-fotos-noticias

Antonio Joao Ferreira y Nuno Casquinha dejaron alto el pabellón del toreo a pie lusitano en la catedral del toreo portugués. El primero exhibió su clase con una faena notable, en la línea de su actuación hace un par de temporadas en Vila Franca de Xira, dos tardes que le deberían reportar más contratos a ambos lados de la frontera. Casquinha por su parte demostró su raza y oficio de torero bragado, rodado en la dureza de la provincia peruana. Recibió una fuerte paliza pero se impuso a un lote encastado del exigente encierro de Sao Torcato y también evidenció que está para empresas mayores.

El apartado ecuestre estuvo prácticamente capitalizado en exclusiva por Ana Batista, pues Sonia Matías se sintió indispuesta durante la lidia por colleras y no pudo continuar la lidia. Batista dejó muestras de su elegancia y buena monta en tanto que los forcados de Caldas de Rainha pegaron con arrojo, una de las veces a ‘cernelha’. El ganadero Joaquim Alves do Río, también propietario de la vacada de Pinto Barreiros, fue reconocido por el público una vez concluido el espectáculo.

Hierro de Sao Torcato (São Torcato) - Portugal Plaza de toros de Campo Pequeno de Lisboa. Media plaza. Toros de Sao Torcato, bien presentados, enrazados. El ganadero dio la vuelta al ruedo al finalizar el festejo. Logotipo mundotoro crónicas
Sonia Matias y Ana Batista, por colleras, silencio;
Ana Batista, vuelta y vuelta en el que lidió por Sonia Matias
Antonio Joao Ferreira, vuelta y vuelta;
Nuno Casquinha, vuelta y vuelta