icono-sumario El valenciano anuncia que tomará medidas legales contra los responsables de dichas acusaciones al tratarse de ‘un delito de carácter penal’

Jesús Duque, en imagen de archivo I MUNDOTOROlinea-punteada-firma1

MUNDOTORO > Madridlinea-pie-fotos-noticias

El matador de toros Jesús Duque, a través de su apoderado en México, Sergio Argüelles, ha remitido en las últimas horas un comunicado en el que subraya que ‘jamás ha pagado por ejercer su profesión’. A raíz de su contratación, en Xijete de Zapata (México), el torero ‘ha hecho campañas en España y en México con la máxima categoría, alternando con figuras del toreo aquí y allá y pisando plazas de primera categoría en España y México’, prosigue el comunicado, que deja claro que ‘se ha ganado tarde a tarde sus actuaciones con su profesionalismo y verdad’.

‘En mi carácter de apoderado en México del matador Jesús Duque y con relación a la nota publicada en cierta página de internet, el 26 de diciembre por la mañana, en la cual se afecta a la imagen del torero que represento, por tratarse de una difamación, exigimos a quién o quiénes hayan enviado y/o publicado, redactado, transferido, traspasado ese documento, la prueba que ostente de que Jesús Duque pagó por torear’, advierte el comunicado remitido.

El texto ahonda en las repercusiones que se llevarán a cabo en caso de no probar dichas acusaciones, puesto que ‘se considera un delito de carácter penal, según el artículo 350 del código penal federal’. ‘Es por ello que solicitamos desistimiento público de dicha nota, ya sea a la persona y/o medio de comunicación que haya hecho por su propia voluntad o por la de algún tercero la anterior aseveración, no se puede suponer algo y soltarlo a luz pública para causar daño a la imagen y crédito que ya tiene una figura pública’, lamenta el mentor del torero levantino.

En este sentido, ‘la palabra suponer’, explica el breve texto, ‘que fue empleada, significa considerar una cosa verdadera o real a partir de ciertos indicios sin tener la certeza de ello’. Por ello, ‘de no proceder a la retirada de la información, procederemos legalmente, contra quién o quiénes hayan suscrito el artículo, y en caso de ser extranjero exigiremos ser aplicado el articulo 33 al dañar también a una empresa mexicana, y un apoderado y equipo de trabajo mexicanos’.

Del mismo modo, Argüelles aclara lo sucedido con transparencia: ‘Recibimos una llamada de parte de la empresa para solicitar que Jesús Duque tomara parte en dicho festejo, argumentando que la empresa no había llegado a un acuerdo con el apoderado del torero francés Marc Serrano, por lo cual accedimos a torear’.

Luego, sin embargo, ‘por medio de un mensaje de WhatsApp se nos informó un día antes que Jesús no podría torear debido a que tenía la visa cancelada’. No obstante, ‘Jesús Duque tiene sus papeles en regla y es agremiado de la Asociación mexicana de matadores de toros, la cual es hoy en día, la agrupación con mayor antigüedad, misma que está totalmente al día con sus documentos ante la secretaría del trabajo’.

En paralelo, el torero valenciano ‘con Visa vigente, también cumple con el segundo argumento para torear, ya que desde el 2013 y, a raíz de que Joselito Adame sustituyera en Madrid a Ivan Fandiño, el reglamento permite en México que un torero extranjero pueda ser sustituido por otro torero extranjero’, concluye la nota de prensa facilitada por el equipo de Jesús Duque.