ÁLVARO ACEVEDO

SEVILLA (España). La V Edición de la Feria Mundial del Toro tiene, entre sus novedades, el stand de la Asociación Nacional de Criadores de Toros de Lidia de México. Fernando Pérez-Salazar Barroso, propietario de la ganadería de Arroyo Zarco, es su presidente, y esta mañana ha visitado el stand de mundotoro para hablarnos de esta muestra del toro bravo en Sevilla.

¿Qué impresión se está llevando de la Feria del Toro?

Estamos encantados de estar aquí. Ayer fue muy emotiva la inauguración con la presencia de Su Majestad el Rey, y por lo que estamos comprobando, la organización es estupenda.

¿Se esperaba un certamen así?

Había visto vídeos y folletos pero vivirlo en directo supera todo lo que nos habíamos imaginado. Se palpa un gran ambiente y gran cordialidad entre los ganaderos, y la acogida ha sido tan buena que estamos como en casa.

¿Es posible exportar esta idea a México?

Por supuesto, y además sería algo muy positivo. Nunca hemos tenido una feria de estas características y nos encantaría que así fuera. Ten en cuenta que mucha gente de la que asiste a las plazas nunca ha tenido la oportunidad de ver un tentadero o un herradero. Hay muchos aspectos de la vida del toro en el campo que el público ignora y ésta, es una excelente manera de ampliar el conocimiento del aficionado.

¿Qué se puede ver en vuestro stand?

Tenemos como elementos decorativos pintura, escultura y fotografía, y también vídeos de la vida del toro mexicano en el campo y grandes faenas de toreros españoles y aztecas en nuestro país. Además, se pueden degustar productos típicos de México como los tacos, la cerveza o el tequila.

¿Existe alguna particularidad en el manejo del toro en las fincas mexicanas?

En esencia se hacen las mismas cosas, pero cada país tiene alguna tradición diferente. Por ejemplo, en algunas de nuestras ganaderías se practica el acoso y derribo en jeep, y creo que sería factible ofrecer alguna exhibición en esta Feria del Toro.

¿Cuáles son los principales problemas de la ganadería brava mexicana?

Nuestra nación tiene alrededor de 2 millones de kilómetros cuadrados de superficie y casi el 90 por ciento de las ganaderías de encuentran en el centro del país. Desgraciadamente, en esta zona la falta de agua ha afectado mucho y ha costado bastante rematar las corridas en los últimos años. En ocasiones ha afectado en cuanto al comportamiento de los toros en la plaza, pero no es una regla común porque las carencias originadas se han suplido con piensos y aportes vitamínicos.

¿Qué destacaría del toro español y del mexicano?

Del español, su raza y bravura, y esa manera de fijarse nada más salir a la plaza. Del mexicano, su calidad y nobleza, y también la gran duración que tienen en la muleta.

¿Se ha lidiado alguna vez alguna corrida mexicana en España?

Completa sólo una. Fue en el año 1971, en la Feria de San Isidro. Era de Mimiahuapan y fue transportada en barco un año antes. El viaje duró 45 días y los toros llegaron en pésimas condiciones. Por ello estuvieron reponiéndose todo un año en la finca de Álvaro Domecq. Luego fue un éxito total, y al cuarto de la tarde le dieron la vuelta al ruedo. La mataron Victoriano Valencia, Antonio Lomelín y José Luis Parada.

… Más información sobre la V Feria del Toro

… Compre en la librería mundotoro el libro Iniciación a la fiesta de los toros