icono-sumario ‘Lo que busco no ha llegado: mi objetivo es abrir esa Puerta Grande’

icono-sumario ‘Son ya siete orejas casi consecutivas, y creo que la merezco’

icono-sumario ‘Ayer hubo cosas muy interesantes y la oreja fue de valorar’

511 Juan Del Alamo Juan Del Álamo, ayer en Las Ventas I JULIÁN LÓPEZlinea-punteada-firma1

MARIBEL PÉREZ > Madridlinea-pie-fotos-noticias

 

 

Muy pocos toreros pueden presumir de semejante hoja de vida. Siete orejas de sus últimas ocho tardes en Las Ventas. Una excelente carta de presentación y un valioso esportón que es propiedad de Juan Del Álamo, que este 2 de Mayo volvió a protagonizar su particular ‘Motín’ reivindicándose una vez más en Madrid. Al modo ‘goyesco’, y en un Levantamiento que le dejó de nuevo a un paso de la Puerta Grande. Ese será el asalto que pretende lograr en San Isidro. Un día después de su último golpe, el diestro salmantino alza la voz en Mundotoro…

MUNDOTORO: ¿Cuál es la lectura que hace Juan Del Álamo a haber cortado su séptima oreja en Las Ventas?

J.D.A.: ‘Lo que busco no ha llegado, porque mi objetivo es abrir esa Puerta Grande de Madrid. Efectivamente, son ya siete orejas casi consecutivas, y creo que la merezco. Y por ganas y por ilusión ayer no quedó.’

MT: Con ese abultado esportón de orejas en Madrid, ¿crees que otros toreros con menos trofeos han sacado mayor rédito?

JUAN DEL ÁLAMO: ‘Creo que hay que dar importancia a cortar una oreja en Madrid porque no es nada fácil hacerlo. Cuando se cortan es porque la gente la pide y está de acuerdo. Sí que es verdad que desde las primeras orejas que corté no me han servido todo lo que me deberían de servir y nunca he tenido esa regularidad de torear seguido, que es lo que hace a los toreros. Ha habido momentos y días importantes en Madrid y todos han tenido un por qué y han sido orejas merecidas. No cabe duda que lo que quiero es abrir la Puerta Grande y si Dios quiere ojalá en la siguiente tarde pueda cumplir ese sueño’.

MT: ¿Las orejas en Madrid valen igual para todos?

J.D.A.: ‘Depende del momento de cada torero, pero las orejas en Madrid si no se valoran, se deben de valorar, porque no creo que se regalen, se dan merecidamente y no es fácil cortarlas en esta plaza, y en mi caso tan seguidamente. Eso es de valorar, aparte de que como torero busco esa tarde soñada, ya no de orejas, sino de sentirme y de sacar el toreo que llevo dentro.’

MT: ¿Qué diferencia hay entre la oreja de ayer y las que cortaste antes?

J.D.A.: ‘Con respecto a otras tardes, ayer lo mejor fue que toreé muy entregado y queriendo mucho y conseguí que la faena no tuviera altibajos, que fuera de menos a más, y a veces no es fácil eso, porque puedo torear mucho mejor, a lo mejor no dejársela tanto y torear mas para mí, mas rebozado, pero Madrid es mas de dejársela adelante y empujar muy adelante a los toros y por eso tiene su mérito la faena de ayer. Pero todas en común han tenido la entrega y la ilusión que le he puesto a todas y cada una de ellas.

Ayer hubo momentos muy importantes. Por el lado derecho tuve la virtud de ir dejándosela muy adelante sin dejar que tocara la muleta. Ha habido faenas que por condiciones del toro he brillado a otra altura y he estado incluso más cerca de las dos orejas, pero creo que la tarde de ayer siendo un gran colaborador el toro de Joselito, que hay que darle la enhorabuena al ganadero por ese toro, creo que tuvo la principal virtud que fue la de dejársela siempre puesta y que no parara, sobre todo porque ayer el ambiente y las circunstancias no es el mismo que cuando estás en Feria, que es otro ambiente más entregado. Ayer hubo cosas muy interesantes y la oreja fue de valorar y de importancia. Fue una pena que no cayera el toro antes y también a lo mejor que me hubiera dejado torear más a gusto y sacar el toreo que llevo dentro’.

MT: Habiendo estado tan cerca de la Puerta Grande algunas tardes, ¿qué le faltó a Del Álamo para abrirla?

J.D.A.: ‘Un colaborador mejor en el segundo toro. En el primero siendo un toro noble y en algunos momentos con prontitud, la faena fue también fruto del tesón y de dejársela puesta y que no pensara el animal’.

MT: ¿Llegará esa Puerta Grande en San Isidro?

J.D.A.: ‘Creo que sí, ahora lo que pienso es en la siguiente tarde en Vic-Fezensac, pero sobre todo en Madrid, porque estoy en el momento y con la madurez suficiente para abrir por fin esa puerta grande’.