icono-sumario Firme actuación de Rafael Cerro

icono-sumario El encierro de José Escolar no dio opciones

icono-sumario Devuelto el toro que abrió plaza de José Escolar

Resumen de la corrida de Escolar en Vic Fezensac I FERIA.TVlinea-punteada-firma1

ANDRÉ VIARD > Vic Fezensaclinea-pie-fotos-noticias

 

Tarde gris la tercera de la Feria de Pentecostés de Vic Fezensac. Poco se dejó el envió de José Escolar, siendo el toro más útil, por su nobleza, el que salió en cuarto lugar y devuelto el animal que abrió plaza. Firme y templado se mostró Rafael Cerro. Gustó su disposición al coso francés y escuchó palmas con el que cerró plaza. Fernando Robleño estuvo dispuesto pero al igual que sus compañeros no tuvo opciones y Alberto Aguilar escuchó palmas con el segundo del lote.

El sexto se tiró dos veces a la yugular del caballo antes de empujar en bravo. Entró hasta en cuatro ocasiones. Otro toro que no se empleó a pesar del buen quehacer de Cerro, firme y templado, cruzandose entre muletazo y muletazo para intentar hacer repetir al Escolar. Esfuerzo meritorio pero en vano y el público le pidió abreviar. Lo que hizo en tres tiempos dejando una buena entera al final. Palmas.

El tercero fue otro toro sin opción por no emplearse. Cerro estuvo firme e intentando hacer las cosas bien pero sin conseguir lucimiento. Estocada tendida tras escuchas un aviso. Pinchazo y silencio.

El toro más útil por su nobleza sin celo fue el segundo del lote de Robleño. El toreo se mostró pulcro por ambos pitones, sin obligarle nunca, ni rematar los muletazos por abajo, lo cual explicó la falta de transmisión del conjunto. Media tendida al encuentro y dos tercios igualmente tendida. Escuchó palmas.

El toro de José Escolar que abrió plaza fue devuelto por cojear y tuvo que correrse turno. El que salió en su lugar cumplió en el caballo, sin recorrido, se metía y no dio opciones. Fernando Robleño abrevió después de ponerse por ambos pitones. Dos pinchazos y estocada entera. El torero escuchó palmas.

El quinto salió en el mismo son que el precedente con un punto de movilidad más. Aguilar lo toreó a toda pastilla sobre ambos pitones, la mayoría de las veces en línea, buscando más la espectacularidad que la calidad. Consiguió despertar el público de su letargo y de no haber pinchado quizás éste lo hubiera premiado con una vuelta. Mató al Escolar de una estocada casi entera desprendida y escuchó un aviso antes de descabellar. Palmas.

El segundo de José Escolar fue un toro complicado con el que Alberto Aguilar estuvo a disgusto. Consiguió sacarle un par de muletazos quietos. Se coló dos veces y abrevió. Su labor fue silenciada.

Hierro de José Escolar Plaza de toros de Vic Fezensac. Tercera de la Feria de Pentecostés. Casi lleno. Toros de José Escolar -devuelto el 1º- de escaso juego. logo-mundotoro-fichas-crónicas
Fernando Robleño, palmas y palmas
Alberto Aguilar, silencio y palmas
Rafael Cerro (que sustituía a Sergio Aguilar), silencio y palmas