icono-sumario El banderillero, que formaba parte de la cuadrilla de Miguel Ángel Perera, ha tenido que tomar la decisión a causa de una enfermedad que padece hace tiempo

Guillermo Barbero, en un par de banderillas I MUNDOTOROlinea-punteada-firma1

MUNDOTORO > Madridlinea-pie-fotos-noticias

El banderillero Guillermo Barbero se ha visto obligado a tomar la decisión de abandonar su profesión como consecuencia de una patología que padece desde hace varios años conocida como la enfermedad de Menière. Se trata de un trastorno del oído interno que provoca una fuerte sensación de vértigo y de presión, lo que entraña un serio riesgo a la hora de ejercer su profesión por la evidente pérdida de facultades que puede llegar a provocar en la persona.

A pesar de que lleva varios años ya tratándose de esta patología y bajo un riguroso control médico, Guillermo Barbero ha sentido agravados en los últimos meses los síntomas de esta enfermedad, lo que ha llevado a los doctores que le atienden a recomendarle su retirada de los ruedos. De hecho, el subalterno salmantino ya no pudo participar en la lidia del segundo toro del lote de Miguel Ángel Perera la tarde del 12 de octubre en la pasada Feria del Pilar de Zaragoza al sobrevenirle en la misma plaza los efectos de esta dolencia. El banderillero ha manifestado su decisión de seguir ligado al mundo del toro de ‘un modo o otro’, según sus declaraciones.

Su lugar en la cuadrilla de Miguel Ángel Perera lo ocupará Vicente Herrera, subalterno madrileño que es profesional desde 1998 y que ha estado a las órdenes, entre otros toreros, de Alberto Elvira, El Payo, Juan Bautista y Sebastián Castella.