Vídeo resumen del festejo I PLAZA 1 linea-punteada-firma1

PATRICIA PRUDENCIO > Madridlinea-pie-fotos-noticias

Raul Martín Burgos, João Moura y João Telles contaron una oreja cada uno en el segundo festejo de rejones en la Feria de San Isidro. Alegre y vistoso el madrileño, más austeros y con mayor pureza los portugueses, convencieron al público venteño. La corrida de Los Espartales, mansa y escasa en transmisión dificultó la actuación de los rejoneadores. Destacó también la asolerada maestría de Rui Fernandes que compensó el nivel de los confirmantes algo menos preparados.

El festejo empezó en el tercero, de la mano de Martín Burgos con ‘Balancín’, parando a ‘Bolinche’ con celo en los medios. Sin falsos intentos, con continuidad y lucimiento, ‘Chambao’, dejaba ceñidas piruetas en la cara del astado, el cual estaba un tanto disperso. Aún así estructuró la suerte de banderillas, subiendo la temperatura, dejándolas al quiebro y siempre de frente. Al igual que ‘Mangüara’, buscaba la transmisión acompañada de su buen hacer ante el astado. Destacar los pares, bien puestos, con ‘Apache’, al quiebro y al violín. Se le acabó la fuerza al de Los Espartales y en tablas dejó el rejón de muerte, certero, pero al segundo intento.

Joao Moura salió a lomos de ‘Jamaica’, para medirse a un ejemplar de Los Espartales, ‘Fandango’ con una embestida sosa y mansa. Algo que supo compensar con el toreo de costado de ‘Chequemate’, que lo llevó encelado en la grupa en la suerte de banderillas, poco le duró al astado su interés. Continuó con ‘Hostil’ para ejecutar la Mourina, con gran precisión. Suerte esta de influencia paterna que desempolvó la semana pasada en Campo Pequeno. El rejoneador intentó poner todo lo que le faltaba a la embestida sin celo de ‘Fandango’. Tras un rejón contrario paseó una oreja.

Cerraría el festejo Joao Telles con ‘Aveiro’, encelando a ‘Sereno’, dejando el castigo con acierto. Continuó a lomos de ‘Gallato’, al que seguía sin demasiado interés, pero apretando. Las banderillas bien puestas y de frente, fueron al quiebro. Intentaba encelarlo sin dejar que este se rajase, manteniéndolo en los medios, en busca del poco lucimiento que podía llegar a tener el astado. Siguió en la línea con ‘Ilusionista’, con el que dejó una suerte de banderillas en el sitio. Culminó con ‘Histórico’ deleitando al público venteño con las rosas. Lo mató al segundo intento dejando el rejón en el sitio. Cortó una oreja.

‘Nocheviejo’ le pertenecía a Rui Fernándes, que sobre ‘Jaguar’ intentaba templarlo. Un ejemplar escaso de fijeza y celo. Lo mantuvo en los medios. Pero jugó en sus terrenos, toreándole de costado con gran pureza a lomos de ‘Eldorado’. El astado lo seguía a buen ritmo, pero sin terminar de romper en los cites. Se cansaba rápido de la grupa. Con Quiebro, descarado y acompasado, lo ligó dejando buenos pares al quiebro, haciendo gala de su monta sobria y elegante. Sin embargo, ‘Nocheviejo’ se había desentendido. Rui supo aprovechar la escasa movilidad del astado para colocar con acierto las banderillas cortas con ‘Izai’. El uso del descabello restó recompensa a una labor clásica y brillante.

Armendáriz, inauguraba la segunda de rejones de la Feria de San Isidro con ‘Europeo’, tras la correspondiente liturgia de la confirmación. Al astado le costaba encelarse en ‘Prometido’, solo buscaba las tablas, sin salir de ellas. Con aseo y agilidad clavó el rejón de castigo. No había lucimiento ni fijeza en la grupa, tan solo algún que otro cabeceo incierto. ‘Capea’ hizo su parte en banderillas, intentando recoger su embestida sin éxito. El momento más álgido fueron los pares de banderillas ejecutados al quiebro con ‘Capea’ y ‘Farruco’. Este último con genio y descaro ante el astado. Se dejó llevar mucho y esto provocó que en ocasiones tropezara las cabalgaduras. La rúbrica con ‘Cristal’ no fue la más adecuada. Culminó en el descabello.

Pérez Langa, era el segundo en lidiar, también con su correspondiente confirmación. ‘Cantinero’ apretaba pero sin demasiada fijeza, tirando a la mansedumbre. La actuación del rejoneador aragonés estuvo presidida por la ligereza y la falta de reunión en los embroques. El astado estaba falto de celo y el de Calatayud tiró efectismo. Culminó con ‘Algemesí’ que intentaba tirar de el en busca del lucimiento final, sin conseguirlo. El rejón de muerte cayó muy trasero. Recorrió el anillo sin que nadie se lo pidiera.

Hierro de Los Espartales - España Plaza de toros de Las Ventas (Madrid). Media entrada. Decimo tercer festejo de San Isidro. Toros de Los Espartales, mansos en distinto grado. El sexto fue el de más opciones. logo-mundotoro-fichas-crónicas
Martín Burgos, oreja.
Rui Fernandes, ovación.
Joao Moura Jr, oreja.
Joao Telles, oreja.
Roberto Armendáriz, ovación tras dos avisos.
Pérez Langa, vuelta al ruedo por su cuenta.