Vídeo resumen de la última de feria en el Coliseo de Nimes I SIMÓN CASAS PRODUCTIONlinea-punteada-firma1

MICA CRESSENTY > Nimes (Francia)linea-pie-fotos-noticias

Octavio Chacón dio la única vuelta al ruedo del cierre de la Feria de Pentecostés con una seria corrida de Victorino Martín que decepcionó, sin embargo, por su deslucida condición que provocó una tarde de poco contenido. Y es que la afición de Nimes tan sólo pudo ‘echarse a la boca’ la disposición y entrega del torero gaditano, así como la de un Rubén Pinar que dio la cara, menos de 24 horas después de sufrir una fuerte voltereta y una cornada interna en la Corrida de Asprona de Albacete.

El cuarto fue un ‘Albaserrada‘ que sacó muchas complicaciones, pues tuvo poco recorrido y reponía, con poca entrega y lanzando siempre un feo derrote arriba. Miró y midió mucho al torero. Un Octavio Chacón que respondió a las exigencias del animal con muleta firme y mando. El público supo valorar su esfuerzo y la manera en la que no volvió la cara. Valoró el público su disposición y dio una vuelta al ruedo.

Octavio Chacón se las vio con un primer ‘Victorino‘, que resultó manejable. Le pudo construir una faena pulcra, donde los mejores momentos fueron sobre la mano diestra. Escuchó una ovación después de haber fallados con los aceros.

Tampoco estuvo muy sobrado de fuerzas el tercero de Victorino. Pepe Moral fue paciente con el burel para construir su trasteo, buscó correr la mano por ambos pitones, pero no consiguió llegar a los tendidos por lo deslucido del astado.  Fue silenciado. Cerró plaza un animal con bastante peligro. Muy orientado desde el primer instante, Pepe Moral no lo vio claro y optó por abreviar, algo que el público no comprendió. Pitos.

Rubén Pinar fue sometido a una prueba muy dura por el quinto. Se ‘tragó’ el de Victorino las dos primeras tandas tomando bien los engaños, antes de cambiar literalmente de comportamiento a partir de entonces. Desde ahí hasta el final del trasteo, se orientó mucho y siempre fue buscando al torero. Le  pegaba siempre al manchego un derrote seco en cada embestida. A punto de alcanzarlo en uno de ellos. El tendido le supo reconocer su actitud y le obligó a saludar una ovación.

El segundo de Victorino Martín blandeó mucho de salida y terminó siendo devuelto. Salió un sobrero de Toros de El Torero, que se entregó poco. Lo intentó Rubén Pinar, que porfió mucho, pero nunca consiguió meter al público en la faena. Silencio.

Hierro de Victorino Martín - España Coliseo Romano de Nimes, Francia. Última de la Feria de Pentecostés. Media entrada. Toros de Victorino Martín y un sobrero, 2º, de Toros de El Torero, bien presentados y serios. Ofrecieron muy pocas posibilidades a la terna, algunos de ellos como 5º y 6º, desarrollaron sentido, orientados y con peligro.  Incidencias: En banderillas, se desmonteraron Ángel Otero y Víctor Manuel Martínez. logo-mundotoro-fichas-crónicas
Octavio Chacón, ovación y vuelta al ruedo.
Rubén Pinar, silencio y ovación.
Pepe Moral, silencio y pitos.