La plaza de toros de Valencia I ALBERTO DE JESÚSlinea-punteada-firma1

MUNDOTORO > Madridlinea-pie-fotos-noticias

6º) Nº 15. ‘Magnolio’. 12/14. 541 kilos. Castaño, de Vegahermosa, para Cayetano. 

Más bastito y destartalado, altote y de poco cuello, que abría la cara, el castaño que cerró plaza salió a su aire en el recibo de capa de Cayetano. Empujó sobre el pitón izquierdo en los dos pasos por el caballo. Con movilidad en el segundo tercio el astado, otro ejemplar enrazado el segundo con el hierro de Vegahermosa de la tarde.

Brinda al respetable y se echa de rodillas para torear en redondo. En el cuarto muletazo, está a punto de arrollarlo el burel, que suelta mucho la cara. Parece haberse desfondado. No se entrega nunca, por eso, cada vez resulta más deslucido en la franela del torero dinástico. Además, por si fuera poco, el vendaval vuelve a levantarse. No hay manera de ‘gobernar’ la muleta, Cayetano lo ‘machetea’ por bajo y toma el camino de los aceros. La estocada, casi entera, más que suficiente. Silencio.

5º) Nº 74. ‘Horroroso’. 09/14. 540 kilos. Negro, de Jandilla, para Sebastián Castella. 

Ensillado, aunque bajo y de buenas hechuras, lleno y estrecho de sienes, bien presentado, el quinto tomó con celo la capa de Sebastián Castella.  Derribó en los dos encuentros, donde se arrancó con clase y empujó con clase por abajo. Parece humillar cada vez más en las telas y tiene ritmo. Con buen son. Lo corrobora en el quite por chicuelinas del torero de Beziers. Buen tranco del toro en banderillas, se desmontera Chacón tras un gran tercio.

Parece amainar el viento y Castella, tras brindar al público, lo aprovecha en un inicio explosivo en los medios, con tres cambiados por la espalda. De figura erguida y muy quieto. Sin inmutarse le liga dos muletazos por bajo casi circulares. Larguísimos. A más, ‘Horroroso‘, con una clase y profundidad excepcionales. Muy encastado. No para de embestir con bravura y el francés consigue ligarle las tandas largas de ocho o nueve muletazos, a base de temple y sin apenas perderle pasos, bajando mucho la mano.  No deja de repetir el toro, con una prontitud y una duración extraordinarias como su transmisión. Las series se suceden, lleno de bravura el toro. Torea por manoletinas el francés antes de que comience a pedirse el indulto. Esa petición crece después de una, dos, tres tandas más en redondo. Una más al natural, varios circulares. El toro no deja de embestir, un ‘superclase’, pues lleva encima 70-80 muletazos. Valencia, un clamor, pidiendo el indulto. Tras dos avisos, el diestro es obligado a matar al bravo animal. El estocadón, a la altura de la inmensa calidad del toro. Dos orejas a Castella, vuelta al ruedo para ‘Horroroso‘ y bronca enorme al palco.

4º) Nº 28. ‘Frívolo’. 03/15. 535 kilos. Negro, de Jandilla, para Diego Urdiales. 

Más feo, alto largo y basto, zancudo, con menos presencia, el cuarto parecía no tener hechuras de Jandilla.  Salió con pies y repitió en los engaños de Urdiales, que trató de ayudarle en un saludo a favor del toro. Derribó en el primer encuentro con el peto y se deja pegar en el segundo. Marca las querencias a la salida del caballo. Tiene movilidad y vida el toro, que como sus hermanos, no para quieto.

Muy pegajoso y gazapón, no se va jamás de los engaños que, en cuanto puntea, se violenta. La sigue con más bondad cuando no la toca, pero va y viene, pero nunca embiste. Urdiales consigue robarle algún muletazo de buen trazo, sobre todo, un par de naturales templados, pero sin refrendo posterior, porque es bastante incierto el toro. En cuanto pierde ese poder, ese ímpetu, tiende a defenderse con un molesto gañafón. No hay opción para más. No lo ve claro con la espada el riojano, porque el toro no lo ayuda en nada.

3º) Nº 54. ‘Delicado’. 09/14. 533 kilos. Negro, de Jandilla, para Cayetano. 

Serio, aunque más acapachado, lo que le resta seriedad, abría la cara el tercero, que salió suelto y sin fijeza. No se pudo estirar de capa Cayetano, empuja en el peto, pero salió de ‘naja’ en cuanto pudo. No quiere que le molesten el toro, que no deja de huir de los engaños. Lo trata de lidiar sobre los pies por abajo, Cayetano, que pierde pie y se lleva un buen susto, sin consecuencias, cuando lo colocaba en el peto. Crece cada vez más el viento. A su aire también en banderillas.

Comienza su labor de muleta más allá de las dos rayas en redondo. Sigue teniendo mucha movilidad el toro, áspero, el dinástico trata de ligarle por debajo de la pala del pitón, someterlo así, porque el toro es enrazado. Muy desagradable estar delante del toro, por esa condición, con genio a partir del tercer muletazo, pero, sobre todo, por la furia de Eolo. Tandas cortas de tres, cuatro, y el remate. Cayetano opta por no prolongar más la quimera y lo ‘despena’ de buena, aunque una pizca tendida, estocada.

2º) Nº 13. ‘Observador’. 10/14. 530 kilos. Negro mulato, de Jandilla, para Sebastián Castella.

Más montado y cuesta arriba, lleno y hondo, abre mucho la cara el segundo, que midió y se lo pensó mucho de salida. Cumple y se emplea en varas, aunque empujando sobre un pitón. No descuelga apenas el toro. Buena lidia de José Chacón. Echa la cara arriba en banderillas y a la salida del tercer par hace hilo y arrolla hasta prender de manera espeluznante a Javier Gómez Pascual, tercero de Cayetano. Le zarandea y lanza varias cornadas ensañado, entrando el pitón por el costado y partiendo el chaleco en dos. Pasa a la enfermería por su propio pie, pero visiblemente dolorido.

Hierático comienzo junto a tablas de Castella, que liga una decena de muletazos en un palmo de terreno. El tendido entra ipso facto en su faena. Tiene poder el toro, muy bravo, le cuesta arrancarse en el primer muletazo, pero luego va con todo por abajo y con profundidad. Exigente en cuanto al sitio y la distancia, entre muletazo y muletazo, es difícil ligarle los pases. El galo, muy firme, con mando y convencimiento, aunque el viento sigue molestando un mundo. Faena de mérito, aunque no alcanza la explosividad de esa acompasada tanda inicial. Tras pinchazo y dos descabellos, fue silenciado.

1º) Nº 17. ‘Fantasía’. 12/14. 539 kilos. Negro mulato, de Vegahermosa, para Diego Urdiales. 

Rompió plaza un ‘Vegahermosa‘, altote y lleno, de poco cuello, abierto de cara y que enseñaba las puntas, que echó las manos por delante en el recibo a la verónica de Diego Urdiales. Salió despavorido en cuanto sintió la puya y después, cuando le consiguieron sujetar en el peto, cumplió pero empujando sobre un pitón. Con movilidad, echó la cara arriba en banderillas.

Comienza Urdiales por bajo, tratando de ayudarlo a que humille más. La trincherilla de remate, de cartel. Se lo saca a los medios y, aunque el viento le incordia para domeñar la muleta, consigue correr la mano en redondo. El toro tiene nobleza, aunque no termina de humillar, y una brizna de temperamento, que le hace defenderse en cuanto puntea los engaños. Peor por el izquierdo. A menos, el toro, el riojano no alarga más la faena y, finaliza de nuevo por bajo. Con sabor, como el inicio. Buenas trincherillas. El espadazo final, de premios.

Hierro de Jandilla - España Plaza de toros de Valencia. Octava de la Feria de Fallas. Tres cuartos de entrada. Toros de Jandilla y Vegahermosa (1º y 6º), muy desiguales de presentación. El 1º, noble, pero sin humillar, se violentó en cuanto punteó las telas; el 2º, bravo y exigente, en distancias y alturas, a pesar de que humilló y tuvo profundidad; el 3º, muy suelto en los primeros tercios, con mucha movilidad, áspero y enrazado en la muleta; el 4º, con movilidad, gazapón y pegajoso, incierto y deslucido en los engaños; el 5º, de nombre ‘Horroroso‘, Nº 74, 09/14, 540 kilos, negro, fue premiado con la vuelta al ruedo tras petición de indulto, excepcional toro, superclase en prontitud, clase, transmisión, ritmo, profundidad, y duración; y el 6º, desfondado y muy deslucido, siempre soltó la cara. Incidencias: En el 5º, se desmonteró José Chacón, en banderillas.
Diego Urdiales, ovación y silencio tras aviso.
Sebastián Castella, silencio tras dos avisos y dos orejas tras dos avisos.
Cayetano, silencio en ambos.